Ruth Del Salto: “Usar ultrasonido para averiguar el sexo del feto es ilegal en la India, pero igual se hace, para ciertos padres es mejor saber si se sacará o no provecho de esa nueva vida, como si se tratara de un producto”


Estupendo Artículo de Opinión de Ruth del Salto dónde expone lo que significa ser mujer en la India. Estupenda reflexión.

sábado 27 de abril del 2013

Ruth Del Salto@ruthdelsalto

Donde es malo ser mujer

Opinión internacional |COLOMBIA
En un juego desafortunado, monstruos sexuales invadieron la vida y la intimidad de dos niñas de 5 años en dos hechos aislados pero similares, repetidos y repudiados. India, ese lejano país que aspiro a conocer, donde dicen vive gente amable con el turismo, donde los saris de colores, la fascinación del Taj Majal y el desorden en las calles son lo primero que se me viene a la cabeza, ahora una cosa más: una sociedad patriarcal donde tratar mal a sus mujeres, no es grave.

La preferencia por los prósperos varones hace que muchos decidan. Si el sexo es femenino se aborta, si nace mujer las asesinan, si permiten que sobreviva es mejor que no se enfermen, porque es considerada una mala inversión gastarles un médico. Dos de cada 5 mujeres no saben leer ni escribir, el 40 por ciento de las indias menores de 14 años no van a la escuela. Y si las violan, pues hay que analizar antes que juzgar a los culpables.

Los niños, ellos sí, son valiosos porque mantienen el linaje familiar, y ya grandes reciben dote matrimonial de la familia de la mujer que por obligación y no por decisión debe casarse. Ya casadas cualquier diferencia con su marido podría costarles la vida al ser prendidas en fuego, cada año hay 100 mil muertes vinculadas con los incendios, una de las mayores causas de decesos de las mujeres. En el segundo país más poblado del mundo hay un desequilibrio numérico enorme entre géneros, la diferencia entre niños y niñas menores de 6 años alcanza los 7 millones.

La tierra escogida por una de las mujeres de mayor reputación humanitaria de la historia, la Madre Teresa de Calcuta, no es capaz de recordar que esta dama monja entregó su vida y sus fuerzas por los pobres, indefensos, enfermos y moribundos. Haciendo cosas ordinarias, con un amor extraordinario, a cuántos de ellos, hombres, alimentó, limpió, curó y les espantó las moscas. Esta débil mujer de cuerpo, pero robusta de alma decía que no podía parar de trabajar por sus hermanos y hermanas porque tendría toda la eternidad para descansar.

Dos días estuvo una niña en las inclementes garras de sus violadores, vecinos del mismo edificio donde habita la pequeña al “cuidado” de sus padres. Los agresores la vejaron en repetidas ocasiones y utilizaron botellas y velas. Horas después un nuevo caso de abuso sexual a otra inocente, llevó a muchos en Nueva Delhi al “manifestódromo” de Jantar Mantar. Los enardecidos trataron de romper barricadas puestas por la policía para evitar que eleven su voz de hastío al Parlamento indio.

En el 2011, fueron registrados más de 24 mil casos de violaciones sexuales, en el 90 por ciento los agresores eran cercanos a sus víctimas, vecinos y familiares entre los involucrados. En diciembre pasado, la muerte de una joven que fue violada masivamente en un autobús provocó un intenso debate sobre el irrespeto y desconsideración a las mujeres en la sociedad india.

Esta semana, las mujeres se quedaron más huérfanas, más desamparadas, uno de sus salvadores falleció. J.S. Verma, ex presidente del Tribunal Supremo indio, quien recomendó cárcel de mínimo 20 años y pena capital si la víctima de violación muere, cambios severos que no se incorporaron en su totalidad a la reforma legal aprobada hace un mes.

Se prometen leyes estrictas para sancionar violaciones y otros crímenes contra mujeres. Muchas son incrédulas, y con razón. Según últimos reportes de prensa, 27 candidatos a elecciones estatales reconocieron haber sido acusados de violación y hay 6 legisladores que tienen en su contra los mismos cargos.

Sigo deseando visitar ese enigmático punto de Asia del sur, que sufre niveles de pobreza, desigualdad, pandemias, analfabetismo, desnutrición, pero uno de los peores males es no querer a sus mujeres. Usar ultrasonido para averiguar el sexo del feto es ilegal en la India, pero igual se hace, para ciertos padres es mejor saber si se sacará o no provecho de esa nueva vida, como si se tratara de un producto. Mahatma Gandhi dijo “llamar a las mujeres el sexo débil es una calumnia, es la injusticia del hombre hacia la mujer”. Si el máximo pacifista estuviera, supiera con dolor que en su país la debilidad, el abuso, la discriminación a las mujeres existe, y seguro “más que los actos malos, le horrorizaría la indiferencia de los buenos”.

Fuente: http://www.eluniverso.com/2013/04/27/1/1363/donde-malo-ser-mujer.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s